UNICEF REPORTA QUE BANDAS RAPTAN ESTUDIANTES EN ESCUELAS DE HAITÌ - Mirador web

Avances

Publicidad

viernes, 5 de noviembre de 2021

UNICEF REPORTA QUE BANDAS RAPTAN ESTUDIANTES EN ESCUELAS DE HAITÌ

 


PUERTO PRÍNCIPE / PANAMÁ, 2 de noviembre de 2021 - En medio de un recrudecimiento de la violencia en Haití, los niños y niñas en las escuelas de las zonas urbanas se están convirtiendo cada vez más en blanco de robos o rescates, advirtió hoy UNICEF.


Los acontecimientos de la semana pasada, que incluyen el asesinato de un padre y una niña herida en una escuela, y un robo a mano armada de los sueldos de los maestros, ejemplifican la gravedad de la situación en Puerto Príncipe. Desde el comienzo del año escolar en septiembre, al menos siete escuelas en la capital haitiana y sus alrededores no tuvieron más remedio que pagar a las bandas armadas a cambio de seguridad. Otras escuelas han sido amenazadas.

“En las zonas controladas por las pandillas, los directores de escuela y los maestros están constantemente amenazados y, si se niegan a pagar, sus escuelas son atacadas”, dijo Jean Gough, Directora Regional de UNICEF para América Latina y el Caribe. “En toda la capital, cada vez más, el miedo en las escuelas se traduce en menos aprendizaje. Las pandillas están convirtiendo rápidamente los templos de conocimiento en escenarios de violencia".

En Haití, más de medio millón de niños y niñas no va a la escuela debido a una multitud de razones, incluidos los altos costos, la falta de apoyo a los sectores más vulnerables y las carencias del sistema. La violencia de las bandas se está convirtiendo rápidamente en otra razón para que los padres no envíen a sus hijos e hijas a la escuela.

Este año, el aumento de la criminalidad de las pandillas ha limitado aún más el acceso a las escuelas y ha impedido que cientos de niños y niñas comiencen o reanuden su educación. En los últimos meses se ha informado de ataques a escuelas, especialmente en los principales centros urbanos. Las crecientes amenazas y los actos de violencia armada han obligado a algunos directores de escuela a trasladar sus escuelas a otras áreas fuera del control de las bandas.

La violencia de las pandillas en Puerto Príncipe y sus alrededores ya ha obligado a más de 19.000 personas a huir de sus hogares y a miles de niños y niñas a interrumpir su educación. Durante el año escolar 2019-2020, alrededor del 60 por ciento de todas las escuelas haitianas estuvieron cerradas durante 60 días durante el confinamiento del país. UNICEF calcula que más de 230.000 niños y niñas corren el riesgo de abandonar la escuela en los departamentos del Gran Sur de Haití afectados por el terremoto del 14 de agosto.

“Antes de esta nueva ola de criminalidad, demasiados niños y niñas haitianos ya estaban fuera de la escuela y ahora también son demasiados quienes corren el riesgo de abandonar la escuela porque son peligrosas. En Haití hoy, cada niño que se queda fuera del aula es más vulnerable al reclutamiento de pandillas. Haití necesita más ingenieros para reconstruir escuelas, más enfermeras para vacunar a los recién nacidos, más maestros para dar clases, pero no más líderes de pandillas. Necesitamos encontrar formas de hacer que los niños y niñas regresen a la escuela y permitirles que aprendan de manera segura”, enfatizó Jean Gough.

Durante las vacaciones escolares, UNICEF en asociación con una universidad haitiana, organizó clases de recuperación para niños y niñas desplazados y permitirles prepararse mejor para los exámenes de fin de secundaria. UNICEF también se asoció con una organización de la sociedad civil local para brindar educación no formal a 240 jóvenes desplazados en las afueras de Puerto Príncipe.

Gracias a la Alianza Global para la Educación (GPE, por sus siglas en inglés), UNICEF y sus aliados han distribuido kits escolares a 70.000 niños y niñas de las familias más vulnerables afectadas por los disturbios y la pandemia COVID-19 y han brindado apoyo a unos 1.971 profesores en 365 escuelas de todo el país. UNICEF y el Ministerio de Educación están construyendo 900 espacios de aprendizaje temporales mientras distribuyen 100.000 kits escolares en las zonas afectadas por el terremoto.

UNICEF insta a todos los actores a respetar las instalaciones educativas y exhorta al Gobierno de Haití a garantizar la seguridad en las escuelas y sus alrededores y a tomar medidas firmes para abordar la violencia de las pandillas contra los niños, niñas y adolescentes.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Publicidad disponible